martes, 14 de octubre de 2008

No tiene goyete

Uno ya está acostumbrado a que le quieran vender cuanta cosa se fabrique por ahí que no te hace falta en lo más mínimo. Pero lo de hoy en el súper ya no tiene goyete. A unos precios para nada chistosos, en el Spar de la vuelta de mi casa me ofrecen la exclusiva colección de joyas de Marta Robles. Sí, exactamente, las cuales se consiguen llenando primero un talonario de puntos que te van dando cuando gastás una guita determinada en cada compra. Primero, no sé quién carajo es Marta Robles. Y segundo, sus joyas me importan una mierda.

Ahora que estamos todos los días con una crisis nueva, a los cosos de marketing no se les ocurre nada mejor para vender que las joyas de Marta Robles. Antes por lo menos tenían una colección de cacerolas, y en el invierno tuvieron una de tuppers de vidrio que parecían bárbaros, yo estuve ahí de comprarme uno con mis puntos. Pero ahora lo que sale es Marta Robles y su colección de joyas, señoras y señores. Madonna santa.

1 comentario:

  1. bueeeeno che, al final la pobre Marta solo quiere que todas nos veamos bonitas y felices como se la ve a ella... fijate en la foto!
    ademas, la crisis y todo eso y vos con una cacerola o peorcito el tuppper de vidrio. vos que andás por ahí... guardame unos puntitos tato, quiero la joooooooooooyas!!!!!!!!!!

    ResponderEliminar